Se exhorta al jefe de gobierno del DF, Secretaría del Medio Ambiente, y al Secretario de Transporte y Vialidad implementar medidas del programa hoy no circula

PUNTO DE ACUERDO POR EL QUE SE EXHORTA AL JEFE DE GOBIERNO DEL DISTRITO FEDERAL, A LA SECRETARIA DEL MEDIO AMBIENTE Y AL SECRETARIO DE TRANSPORTE Y VIALIDAD AMBOS DEL DISTRITO FEDERAL, A TOMAR DIVERSAS MEDIDAS EN CUANTO A LA IMPLEMENTACIÓN DEL PROGRAMA HOY NO CIRCULA.

Ricardo Mejía Berdeja y Ricardo Monreal Ávila, diputados integrantes del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano de la LXII Legislatura del honorable Congreso de la Unión, con fundamento en lo dispuesto en el artículo 6, numeral 1, fracción I; 79, numeral 1, fracción II del Reglamento de la Cámara de Diputados, presentan a esta soberanía el siguiente punto de acuerdo, conforme a las siguientes:

Consideraciones

Al paso de los años se ha podido comprobar que el diseño del programa Hoy No Circula, sólo ha servido para vender más vehículos y no ha ayudado del todo para el fin que fue creado: reducir las emisiones de contaminantes en el país.

Desde su creación en el año de 1989, uno de los primeros efectos registrados fue que las familias comenzaron a adquirir un segundo o tercer vehículo, a fin de continuar utilizando coche en los días de inhabilitación,  y quienes no podían comprarlos, simplemente cambiaron su vehículo viejo por uno un poco más nuevo.

A pesar de ello, la mayoría de las personas que habitan la zona metropolitana del Valle de México, no pueden adquirir un vehículo nuevo o reemplazar el existente por un modelo más reciente, lo que les ha orillado a mantener un sólo vehículo, por muchos años,  sin posibilidad de cambiarlo.

Entonces se presenta un efecto contrario al que busca la medida, por un lado se prohibió a una parte del parque vehicular transitar en algunos días, pero se provocó que se compraran más vehículos con lo que -en la realidad- ha sido difícil cumplir con la normatividad ambiental en manera absoluta.

Adriana Lobo, directora ejecutiva de la organización CTS Embarq México, incluso ha declarado que es muy probable que el programa Hoy No Circula haya tenido un impacto positivo en la venta de autos en la ciudad de México, pues “hay mucho crédito disponible, entonces la gente sí está pensando en cambiar su carro por uno más nuevo que pueda circular todos los días”, señaló.

Dijo que el programa Hoy No Circula ha ocasionado que la flota de carros en el Valle de México sea la más nueva del país, y aunque supongamos que sí habrá una reducción de contaminantes en los primeros meses una vez que aplique la medida anunciada por el Gobierno del Distrito Federal, evitando que dejen de circular los sábados todos los vehículos con más de 15 años de antigüedad, esa reducción se recuperará a la larga, por la compra de vehículos más nuevos, aunque menos contaminantes que los anteriores.

¿Pero qué sucederá con las familias que dependen económicamente de algún negocio dedicado al abasto?

Tianguistas, dueños de tiendas o fondas mercantiles emplean sus vehículos para trasladarse a vender o suplir necesidades los sábados, y la mayoría de esas personas no tienen posibilidad alguna de cambiar de vehículo.

León Pablo Hurtado Nava, físico del Instituto de Asistencia en Investigaciones Ecológicas (Inaine), afirma que “los coches viejos siguen contaminando igual que antes porque no tienen ni siquiera convertidor catalítico, y la gente muchas veces no cuenta con el recurso para comprar un coche menor a ocho años del año actual,  y es que los vehículos son muy caros sobre todo por todos los impuestos que pagan las armadoras”, por lo que el programa Hoy No Circula seguirá sin surtir efectos.

De acuerdo con la Secretaria de Ambiente del Distrito Federal, la entrada en vigor del Hoy No Circula motivó a que 10 por ciento de los automovilistas adquirieran un segundo auto con el objeto de “burlar” la restricción a la circulación.

El documento “Programa de restricción vehicular Hoy No Circula y similares en el mundo, alcances y limitaciones”, elaborado en 2012 por el gobierno del Estado de México, da cuenta que la prohibición de circular un día entre semana y luego de forma escalonada los sábados, ha motivado un mayor uso de taxis, sustituyendo así la contaminación que supuestamente se iba a evitar, por la de otro vehículo.

Al respecto, Héctor Riveros Rotge, del Instituto de Física de la UNAM, dijo que “el programa Hoy No Circula jamás ha servido para nada, excepto para multar y para molestar a los contribuyentes”.

Explicó que, desde que se inició el programa hace 25 años, se les olvidó calcular a las autoridades que al descansar medio millón de coches, habría la necesidad de 600 mil personas de usar otros medios de transporte, como el público, que es altamente contaminante.

Los esfuerzos para reducir los niveles de contaminación en la ciudad de México deberían estar dirigidos, también, hacia el transporte público y las fábricas.

Entendemos que las protestas sociales contra el endurecimiento del programa Hoy No Circula han obligado al Gobierno del Distrito Federal a permitir que aquellos vehículos con más de 15 años de antigüedad puedan obtener el holograma 1 si cumplen con los límites de emisiones establecidos, con lo que dichos automotores podrán circular dos sábados al mes, en lugar de dejar de circular todos los sábados como se tenía establecido originalmente.

¿Pero esta medida realmente beneficiará a quienes menos recursos tienen?

Si a la par no se erradica la corrupción que existe en los centros de verificación tanto para los vehículos particulares, como, para el transporte público, poco se logrará con este programa.

El 65 por ciento de la población de la ciudad usa el transporte público a través de las 35 mil unidades que circulan en el Distrito Federal, por lo que el siguiente nivel que se debe de tratar para reducir más los niveles de contaminación es el que concierne a las unidades del transporte público, sobre todo teniendo en cuenta que actualmente este servicio es sumamente deficiente en la ciudad.

Fundado y motivado en las consideraciones antes expuestas, sometemos a su consideración el siguiente:

 PUNTO DE ACUERDO

PRIMERO.- La Comisión Permanente del H. Congreso de la Unión, exhorta al Jefe de Gobierno del Distrito Federal, Lic.  Miguel Ángel Mancera Espinosa, a que suspenda la aplicación de las modificaciones al programa Hoy No Circula, a fin de privilegiar el trato justo para todas las personas propietarias de vehículos en la Ciudad de México, al tiempo y ligado a ello, en el marco de sus responsabilidades, dirija los trabajos encaminados a erradicar la corrupción en los centros de verificación, paso indispensable para que el programa Hoy No Circula sea verdaderamente exitoso.

SEGUNDO.- La Comisión Permanente del H. Congreso de la Unión, exhorta a la Mtra. Tanya Müller García, Secretaria del Medio Ambiente y al Lic. Rufino H. León Tovar, Secretario de Transporte y Vialidad del Gobierno del Distrito Federal; a que en el marco de sus responsabilidades analicen y establezcan las medidas de protección al ambiente y garanticen el derecho al transporte en la Ciudad de México, privilegiando en todo momento el trato justo y equitativo a todas y todos los habitantes del Distrito Federal.

 

Dado en el Senado de la República, a 25 de junio de 2014.

 

 

A T E N T A M E N T E

 

Leave a comment