Punto de acuerdo, sobre la reetiquetación de precios en la región fronteriza

CON PUNTO DE ACUERDO, SOBRE LA REETIQUETACIÓN DE PRECIOS EN LA REGIÓN FRONTERIZA, SUSCRITA POR LOS DIPUTADOS RICARDO MONREAL ÁVILA Y RICARDO MEJÍA BERDEJA, DEL GRUPO PARLAMENTARIO DE MOVIMIENTO CIUDADANO

Ricardo Monreal Ávila y Ricardo Mejía Berdeja, integrantes de la LXII Legislatura del Congreso de la Unión y del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano, con fundamento en lo dispuesto en los artículos 58 y 59 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, presentan ante esta asamblea proposición con puntos de acuerdo, de urgente u obvia resolución, al tenor de la siguiente

Exposición de Motivos

Es que el IVA está integrado en los productos porque ya son productos nacionales, por ejemplo (…) porque son hechos en el interior de la república y no en la frontera. Va a haber una vigilancia, pero así con lupa.

Dolores Manuell-Gómez, delegada de la Profeco en Baja California.1

El país enfrenta situaciones económicas adversas que se agudizarán en el corto plazo; los recortes en las proyecciones del crecimiento del producto interno bruto realizadas por el Fondo Monetario Internacional son una fiel prueba de lo anterior, pues la tendencia tuvo un recorte de 1.7 puntos porcentuales.

Las diferencias más notables en el ciclo económico de México respecto al de las economías desarrolladas revelan que, mientras en éstas la producción aumenta entre 25 y 27 por ciento en una expansión típica, en nuestra nación sólo lo hace en 17. Análogamente, las contracciones constituyen sólo 13 por ciento del ciclo, mientras que en el país representan alrededor de 30 por ciento.

Por otro lado, el mundo experimenta un desacoplamiento económico que perjudicará a México de manera elevada debido al grado de apertura que tiene con el exterior, el cual ya ha provocado una depreciación del peso de -6.9 por ciento en los últimos meses.

Los resultados de los indicadores del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) muestran que existe una alta probabilidad de que nuestra nación experimente una recesión económica debido a tres factores, principalmente: una continua caída del sector manufacturero; los salarios reales muestran una tendencia a la baja y los indicadores de desempleo muestran deterioro, limitando al mercado interno; y el gasto real programable descendió 0.9 por ciento, de 2012 a 2013.

En la primera quincena del año, el Inegi ha reportado una inflación de 0.68 por ciento, la más alta en el primer trimestre en cuatro años, lo cual se traduce en una tasa anual de 4.63.

Aunado a esto, la reforma hacendaria tendrá un efecto recesivo, lo cual inducirá un lento crecimiento de la economía para este año, con lo cual se evidencia que el gobierno no reconoció oportunamente la desaceleración de la economía, actuando con una política contracíclica oportuna.

Las condiciones descritas se acentúan de manera particular en la región fronteriza del país, ya que a partir del 1 de enero ésta se enfrenta a la homologación del IVA de 11 a 16 por ciento en los actos o las actividades que se realicen por sus residentes, lo cual ha ocasionado efectos negativos para los ciudadanos, entre los que destacan: el inflacionario , al representar una fuga de consumidores; el recesivo, al reducir el poder adquisitivo, el consumo, la producción de las empresas y, por lo tanto, el empleo; el distributivo , al crear un sesgo en los precios que enfrentan las personas que tienen acceso a una visa de no inmigrante y los menos favorecidos; el recaudatorio , al deprimir la actividad económica y el de competitividad , respecto a los productos del extranjero.

Hasta noviembre de 2013, la Ley del Impuesto al Valor Agregado establecía en el artículo 2o. lo siguiente:

El impuesto se calculará aplicando la tasa de 11 por ciento a los valores que señala esta ley, cuando los actos o actividades por los que se deba pagar el impuesto, se realicen por residentes en la región fronteriza, y siempre que la entrega material de los bienes o la prestación de servicios se lleve a cabo en la citada región fronteriza.

Tratándose de importación, se aplicará la tasa de 11 por ciento siempre que los bienes y servicios sean enajenados o prestados en la mencionada región fronteriza.

Con la homologación se origina un efecto recesivo que, al incrementar los precios, genera menor capacidad adquisitiva y, por tanto, menos actividad económica en el estado, lo cual podría representar una caída de hasta 3.5 por ciento, traduciéndose en 30 mil desempleados.

La demanda de bienes y la proporción de artículos que se importan del exterior son mayores en la frontera, lo cual provoca ante el aumento expuesto fuerte distorsión que origina fuga de consumidores, pues aumenta la preferencia por el mercado del otro lado de la frontera. El fenómeno, se estima, representará pérdidas por 4 mil millones de pesos al año.2

Ejemplos de las atroces consecuencias de esta homologación ya se encuentran evidenciados en recibos de pago de tiendas como Wal-Mart, Soriana y Oxxo en Baja California Sur. En dicho establecimientos se han reetiquetado precios con productos que tenían almacenados y que ocultaron en diciembre, con el afán de venderlos más caros ahora, debido al contenido calórico y al nuevo impuesto de las fronteras.

La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) ha brillado por su ausencia ante dichos acontecimientos: frente al encarecimiento de la vida para los trabajadores y habitantes de la frontera, no ha habido medidas concretas.

¿Cómo puede condenarse el espíritu secesionista que se vive en la región fronteriza, cuando el robo descarado de las tiendas departamentales viene acompañado del silencio y la complicidad del gobierno y cuando los aumentos en la gasolina en Baja California la ubican por arriba del valor del combustible en Estados Unidos, con precios por galón para la Magna de 3.74 dólares en comparación con 3.67 dólares en el vecino del norte?3

Los 20 sellos de suspensión colocados en la frontera por la Profeco a establecimientos que no han respetado los precios no ha resultado una medida suficiente; la dependencia realizó más de 100 visitas en tiendas de autoservicio, conveniencia y abarrotes, donde se sancionaron tiendas como Aliser, Pitico y Walmart, Oxxo, Smart y Extra, Libramiento, Maskota y Veterinaria Richard. Los estados con más irregularidades son Chihuahua, con 6 casos; y Chiapas, con 3.

La Profeco no debió verificar “más de 100 establecimientos”: debió supervisar todos. Los ciudadanos exigen medidas contundentes, no sólo paliativos que exhiban a unos cuantos.

Una vez más se comprueba que no estamos ante un período estacional conocido como la cuesta de enero , el país enfrenta una crisis sexenal que pone en jaque la estabilidad macroeconómica del país entero.

Qué tristeza que no haya legisladores de la zona fronteriza que exijan políticas justas para sus ciudadanos. En Movimiento Ciudadano no dejaremos de insistir en que los fenómenos ocurridos son una atrocidad contra quienes menos tienen.

Con base en lo expuesto se proponen los siguientes

Puntos de Acuerdo

Primero. Se exhorta al procurador federal del Consumidor a reforzar las operaciones de verificación en las zonas fronterizas que tienen como propósito evitar una escalada de precios, ante la homologación del impuesto al valor agregado de 11 a 16 por ciento, aprobada en la reforma hacendaria publicada en noviembre de 2013.

Segundo. Se exhorta al procurador federal del Consumidor a realizar acciones que permitan evitar el aumento de precios injustificado, que prevean la eliminación de publicidad errónea y engañosa sobre el incremento de precios y que sancionen aquellas tiendas de autoservicio, departamentales y de conveniencia que han reetiquetado precios, debido a la homologación del impuesto al valor agregado de 11 a 16 por ciento, aprobada en la reforma hacendaria publicada en noviembre de 2013.

Tercero. Se exhorta al titular del Ejecutivo, al secretario del Trabajo y Previsión Social, Alfonso Navarrete Prida, y a los integrantes de la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos a establecer aumentos de los salarios mínimos legales en la región fronteriza que permitan a los ciudadanos recuperar el poder adquisitivo que se ha reducido, debido al incremento de precios ocasionado por la homologación del impuesto al valor agregado de 11 a 16 por ciento, aprobada en la reforma hacendaria publicada en noviembre de 2013.

Cuarto. Se exhorta al procurador general de la República a efecto de que, conforme a sus facultades, investigue, sancione y lleve a cabo las acciones conducentes contra las tiendas de autoservicio, departamentales y de conveniencia que han incurrido en prácticas de fraude e incremento de precios injustificados, valiéndose de la homologación del impuesto al valor agregado de 11 a 16 por ciento, aprobada en la reforma hacendaria publicada en noviembre de 2013.

Notas

1 http://www.milenio.com/bajacalifornia/Va-Profeco-empresas-IVA-BC_0_2195 78252.html

2 http://www.colef.mx/?estemes=estudio-del-dr-noe-fuentes-sobre-las-posibles-consecuencias-de-la-homologacion-del-iva&lang=es&e=correo-fronterizo

3 http://www.uniradioinforma.com/noticias/sandiego/articulo243176.html

Palacio Legislativo de San Lázaro, a 29 de enero de 2014.

Diputados: Ricardo Monreal Ávila, Ricardo Mejía Berdeja.

Leave a comment