Propone Diputado Ricardo Mejía Berdeja que sean legales las policías comunitarias

Palacio Legislativo San Lázaro

6 de septiembre de 2013

Boletín de Prensa

Propone Mejía Berdeja que sean legales las policías comunitarias

Aplicaría en los pueblos y comunidades indígenas

Ante el surgimiento de policías comunitarias en distintos estados del país, el vicecoordinador del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano, Ricardo Mejía Berdeja, presentó una iniciativa de ley que propone el reconocimiento de un sistema de seguridad autónomo basado en usos y costumbres, en el que se incorpore a las policías comunitarias como un cuerpo de seguridad local.

Las modificaciones contemplarían reformas constitucionales en las que se les reconocería a los pueblos y comunidades indígenas autonomía para implementar acciones que abatan la delincuencia y erradiquen la impunidad, como la conformación de policías comunitarias.

El legislador federal indicó que las policías municipales han sido sistemáticamente infiltradas por los grupos de delincuencia organizada dejando a la deriva la seguridad de los habitantes de las comunidades, especialmente las indígenas, por lo que uno de los principales factores del surgimiento de la justicia comunitaria ha sido la ineficiencia y la corrupción del sistema de seguridad pública.

“En Michoacán y Guerrero hemos visto como los grupos delincuenciales han suplido de forma absoluta al Estado, pues determinan quienes entran a las comunidades e incluso han restringido el abastecimiento de alimentos y medicinas de pueblos enteros, sin contar con el cobro de impuestos que efectúan a través de la extorsión o el llamado derecho de piso que cobran a los comerciantes”, explicó.

Mejía Berdeja aseguró que contrario a lo sostenido por los medios de comunicación, las policías comunitarias no son un levantamiento, son un grito desesperado de la población que al ver la negligencia de las autoridades y la ineficiencia del sistema jurídico, permeado de una constante violación a sus derechos y el aumento en las actividades delictivas que impactaron en el orden social de sus comunidades, han recurrido al único recurso que tienen: recuperar de las manos del Estado la coerción que otorgaron hace mucho tiempo.

“A pesar de la falla del Estado en brindar la seguridad a su habitantes, tenemos que recalcar que se ha juzgado como levantamiento a estos grupos de autodefensa, y se les ha imputado crímenes que han tenido como consecuencia la sujeción a proceso de aquellos ciudadanos que decidieron defenderse por encontrase ausentes las autoridades del Estado, lo que únicamente ha exacerbado los ánimos de la comunidad quienes en lugar de ser apoyados se está siendo despojados del único medio de defensa frente al crimen”, dijo.

Finalmente, aseguró que es necesario el rediseño y fortalecimiento de las instituciones encargadas de la seguridad pública que tenga por objeto reducir los  índices de corrupción e impunidad al interior de las mismas y que cuenten con mecanismos de coordinación de competencias entre los sistemas normativos de los pueblos indígenas y el sistema de justicia.

Leave a comment