Aceptar el informe de la CIDH, muestra real de que gobierno está dispuesto a garantizar la defensa de los derechos humanos

Aceptar el informe de la CIDH, muestra real y contundente de que este gobierno está dispuesto a garantizar la defensa de los derechos humanos: Ricardo Mejía Berdeja

 

Chilpancingo, Guerrero a 6 de marzo de 2016.- El presidente de la Comisión Especial para el caso Iguala Ayotzinapa en el Congreso de Guerrero, el diputado Ricardo Mejía Berdeja comentó, al respecto de la presentación del informe preliminar de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos que afirma que México padece “una grave crisis de derechos humanos” con énfasis en desapariciones forzadas, ejecuciones extrajudiciales y tortura, que es una necesidad que el Estado Mexicano acepte este informe que va más allá de la opinión pública nacional o internacional, “sería la primera muestra real y contundente de que este gobierno está dispuesto a garantizar la defensa de los derechos humanos” .

En referencia a la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, la Comisión Interamericana consideró que la tragedia es un llamado de atención nacional e internacional sobre las desapariciones forzadas en México. Tras los hechos ocurridos en Iguala, que ocasionaran la muerte de 6 personas y la desaparición de 43 estudiantes normalistas, las autoridades aseguraron que se tomarían las medidas necesarias para que los hechos no se volvieran a repetir, sin embargo, lo sucedido Tierra Blanca, Veracruz refuta al Gobierno Federal sostuvo Mejía Berdeja.

Si bien es cierto que el Estado mexicano ha concretado avances importantes en materia de derechos humanos, especialmente desde la reforma constitucional del año 2011, también es cierto que a diario ocurren violaciones a derechos humanos sin que hasta el momento las autoridades respondan con la celeridad o la eficiencia necesaria.

Mejía Berdeja recordó que la reforma constitucional aprobada en el Congreso Federal, transformó el ámbito de los derechos fundamentales en nuestro país. “Constituyó un logro jurídico que revolucionó nuestra realidad legal al ubicar los derechos humanos como el límite y sustento que toda autoridad debe observar y preservar en la realización de sus actos”. Sin embargo, a cuatro años de distancia de la reforma, la situación que guardan estos derechos no es la que podríamos esperar después de un cambio de tal magnitud y trascendencia.

Existen aún grandes pendientes en materia de armonización de nuestra legislación conforme a los estándares que marcan los tratados internacionales que hemos firmado sin embargo, Ricardo Mejía enfatizó que “no es exagerado afirmar que hasta que esta condición no se cumpla, los avances que hasta ahora hemos conseguido no serán suficientes”.

 

Leave a comment